Alella, trabajar en Barcelona y vivir cerca de la ciudad

alella entorno natural de mar y montaña

Alella: la opción más atractiva para trabajar en Barcelona y vivir cerca de la ciudad

Aunque Barcelona es una ciudad con múltiples oportunidades para los negocios y con un amplio abanico de actividades de ocio, vivir en la Ciudad Condal no es una perspectiva atractiva para todo el mundo. Es por ello que muchas personas prefieren alejarse del centro urbano para poder disfrutar de un entorno natural, más tranquilo y bañado tanto por el sol como por el clima mediterráneo y sin por ello perder la posibilidad de acercarse a Barcelona todos los días. Alella es uno de estos pequeños oasis de lujo y alto standing que podemos encontrar en la provincia de Barcelona. ¿Qué más hace especial a esta localidad del Maresme?

alella entorno natural de mar y montaña

Un entorno natural de mar y montaña

 

Alella se encuentra a una altura de 90 metros de altitud sobre el nivel del mar. Esta privilegiada posición, a tan solo 9 km de la costa, otorga a las casas en Alella unas magníficas vistas al Mediterráneo a las residencias de la zona. Al mismo tiempo, la localidad también se sitúa en los valles de marina de la cordilla de Sant Mateu, también disfruta de una privilegiada vista a las montañas de la Serrelada Litoral.

Además, debemos sumar a la lista la benevolencia del clima mediterráneo y la baja pluviosidad de la zona, lo que convierte a Alella en una localidad agradable para vivir durante todo el año y no solamente como segunda residencia de verano.

Alella, ciudad para deportistas

La ciudad de Barcelona ofrece centros y clubs deportivos de alto nivel, pero se encuentra bastante limitada para permitir la práctica deportiva al aire libre. Es por ello que Alella se presenta como una opción muy atractiva para los amantes del deporte.

No solamente cuenta con campos de golf e hípicas, sino también con pistas de tenis y de pádel, así como posibilita la práctica de deportes de montaña. Y al estar también a tan solo un paso del puerto deportivo y club náutico de El Masnou, también debemos sumar los deportes acuáticos a la lista.

Región vinícola con D.O. propia

 

Para los amantes del vino, Alella se presenta igualmente como un paraíso enológico, pues la región cuenta con la denominación de origen propia (D.O. Alella). En esta región, al igual que otras zonas de Cataluña, el turismo es uno de los motores económicos de la comarca, pero a diferencia de la Costa Dorada o de la Costa Brava, no debe su popularidad a zonas de fiesta, campings y parques temáticos, sino a sus bodegas. Gracias a ello, esta región atrae un turismo de mayor calidad y más respetuoso.

alella vino

Excelentes comunicaciones con Barcelona

 

Como decíamos, es posible vivir en Alella y desplazarse diariamente a Barcelona de forma rápida y sencilla. Las comunicaciones por carretera (la N-II, la C-32, la BP – 5002, desde Granollers) son inmejorables; así como la red de transportes públicos de autobús y trenes de RENFE.  El desplazamiento en coche hasta la capital apenas lleva 15 minutos y también cuenta con fácil acceso tanto al aeropuerto internacional del Prat como a la Costa Brava.

alella bien comunicada con barcelona

Cada vez más, Alella se presenta como el lugar idóneo para residir y encontrar el equilibrio perfecto entre la cercanía a Barcelona pero fuera de su caos y libre de sus limitaciones.